Templo ecuménico

Apartado, al pie del faldeo de la montaña y en el comienzo del majestuoso bosque, ofrece un espacio para diferentes actividades con un toque místico muy especial: desde conciertos con músicos en vivo hasta sesiones de meditación, celebraciones de todo tipo y programas de desarrollo personal. La privacidad de su ubicación lo hace el sitio ideal para grupos que desean encontrarse en una atmósfera de privacidad e intimidad.